27 de julio de 2011

Machu Picchu: El principal destino turístico del Perú cumple 100 años de descubierto

El pasado 7 de julio se celebró el centenario del descubrimiento científico del Macho Picchu, la ciudadela Inca ubicada en Perú que está considerado como uno de los lugares más bellos del planeta.

Al atravesar los Andes y abrirse paso entre el inmenso manto verde de la selva y surcar serpenteantes precipicios, ríos caudalosos y pendientes casi verticales, el explorador estadounidense Hiram Bingham llegó el 24 de julio de 1911 a Machu Picchu, el santuario inca que maravilló al mundo.

En el centenario de su hallazgo, Machu Picchu, principal destino turístico del Perú, muestra a sus visitantes su perfecta arquitectura en piedra, su carácter místico y la belleza de su entorno natural. En la actualidad, sus investigadores derrumban con estudios los supuestos misterios que se tejieron alrededor de este imponente lugar.

"La calidad del acabado de Machu Picchu evidencia que era para la realeza, es decir, para el inca, que era el más alto dignatario de la cultura Inca. En esa época donde estaba el inca era un lugar sagrado", dijo a dpa la historiadora Mariana Mould de Pease.

Según diversos especialistas, el santuario fue construido por el mítico jefe inca Pachacútec a mediados del siglo XV. Sin embargo, no todos se han puesto de acuerdo al momento de definir su uso.
"Machu Picchu debe haberse comportado como un gran mausoleo, algo equivalente a las pirámides de Egipto para los faraones. Era donde se depositaba la momia del inca y sus allegados", sostuvo el arqueólogo Luis Guillermo Lumbreras.

"Hay siete criptas, grandes espacios en las rocas talladas de manera muy hermosa", agregó el arqueólogo, ex director del Instituto Nacional de Cultura.
Lumbreras afirmó que la construcción incaica era el lugar donde debía morar por la eternidad Pachacútec y estaba destinada para su culto. Sin embargo, la momia del inca fue capturada por los españoles en 1559 y fue llevada a Lima, donde permanece enterrada.

En esta magnífica estructura a 2.450 metros sobre el nivel del mar se calcula que habitaron entre 300 y 400 personas que desconocieron las herramientas de hierro, la rueda y la escritura.

Una de las teorías más audaces de Lumbreras es el periodo de tiempo que se empleó para su construcción: entre 10 y 20 años. "Eran arquitectos de un buen nivel. Tenían las piedras accesibles allí mismo, las sacaron de este mismo lugar en la parte alta. Hay unas canteras y, desde luego, utilizaron esas piedras para construir", afirmó el arqueólogo.

"El inca tenía la capacidad de trasladar la cantidad de gente que fuera posible para este tipo de obras. En Machu Picchu creo que todo se estaba haciendo de manera simultánea", aseveró.
Si bien existen evidencias de que Bingham no fue el primer occidental en llegar a Machu Picchu, sí fue el encargado de darlo a conocer al mundo. "Nadie había llegado a esa área con esa motivación: hacerse famoso. Bingham trae planificado como va a manejar toda esta información desde un punto de vista arqueológico, antropológico y etnográfico", manifestó Mould de Pease.
Según Lumbreras, son dos los principales aportes del estadounidense: el lanzamiento mediático del monumento arqueológico, con la publicación de su expedición en la revista Nacional Geographic, y el componente científico de la misión que llevó a la zona, conformada por expertos en suelos, huesos, metales y botánicos.

Sin embargo, Bingham también puso en aprietos al Perú al llevarse en calidad de préstamo a la Universidad de Yale numerosas piezas para su estudio. Después de casi 100 años, tras una fuerte campaña política y mediática, el gobierno peruano obtuvo el compromiso de Yale de devolver los objetos. El primer lote fue enviado a Lima en marzo de este año.

El ambiente de fiesta en el Perú por el centenario del hallazgo inca fue más modesto de lo anunciado por las autoridades en un inicio. El 7 de julio fue el día central, fecha que coincidió con el reconocimiento del santuario como una de las siete maravillas del mundo moderno.

"La visión empresarial era el relanzamiento del producto turístico peruano. A las celebraciones les faltó un concepto más mediático que local", señaló a dpa el presidente de la Cámara Nacional de Turismo, Carlos Canales.

Ese día estuvieron en concierto el grupo chileno Los Jaivas y la cantante peruana Tania Libertad. También hubo un espectáculo de luces en la ciudadela, acompañada por música de dos orquestas sinfónicas. Además, para el resto de fechas estaban programadas actividades culturales y el lanzamiento de una moneda alusiva a Machu Picchu.
Siglos de historia son puestos hoy a prueba por el paso del tiempo y la acción del hombre. Este patrimonio natural y cultural debe enfrentar el crecimiento y "tugurización" de su pueblo de acceso, Aguas Calientes, según Canales. Mould de Pease propone equilibrar el número de visitantes acorde a la sostenibilidad del lugar y el intercambio de los archivos entre la universidad de Yale y la de Cusco.

"El principal reto de Machu Picchu es su fama", resume Lumbreras.



No hay comentarios: